Las 3 enfermedades respiratorias más peligrosas

Las enfermedades respiratorias atacan a millones de personas en el mundo y muchas personas viven en la ignorancia de estar sufriendo alguna.

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica, fibrosis cística e hipertensión pulmonar, son algunas de estas enfermedades respiratorias de las que nadie está exento:

Hipertensión pulmonar: Sucede cuando una persona tiene la presión arterial alta en las arterias en los pulmones. Esto hace que el lado derecho del corazón trabaje de manera anormal para bombear sangre lo que puede llevar a una insuficiencia cardiaca. Su síntomas son cansancio, dolor en el pecho y en la parte superior derecha del abdomen, dificultad para llevar a cabo actividades sencillas y ritmo cardiaco acelerado. Mientras le enfermedad avanza, se hace más difícil para el paciente realizar cualquier actividad física. Es una enfermedad mortal con tasa de supervivencia muy baja. El tratamiento consiste en el uso continuo de medicamentos vasodilatadores y en algunos casos, trasplante de pulmón. Una de las razones de su alta mortalidad es que no es una enfermedad fácil de diagnosticar ya que los síntomas se confunden con otras afecciones como asma o crisis de pánico.

Fibrosis pulmonar: Se refiere al engrosamiento del tejido de los pulmones, haciendo que el paciente tenga dificultad para respirar y la sangre reciba poco oxígeno. Las causas de la misma no están definidas, pero puede ser causada por toxinas ambientales, infecciones, inflamación crónica y algunos medicamentos. Sus síntomas incluyen la dificultad para respirar, cansancio, tos seca, dolores musculares y en las articulaciones. No tiene cura y empeora con el tiempo, así que los tratamientos son basados en mejorar la calidad de vida del paciente. El trasplante de pulmón es la única solución real. La esperanza de vida para el paciente es menor a los 5 años.

Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC): Es la enfermedad respiratoria más común. Se refiere a la obstrucción de los canales de aire de los pulmones y es potencialmente mortal. Su principal causa es el humo del cigarrillo, tanto para los fumadores activos como para los pasivos. Los síntomas más frecuentes son la falta de aire, tos crónica y expectoración abundante, fatiga e infecciones respiratorias frecuentes. No hay cura para el EPOC y el tratamiento se basa en aliviar los síntomas y tratar que la enfermedad empeore. Se usan medicamentos broncodilatadores, esteroides, antiinflamatorios y algunos pacientes necesitan terapia de oxigeno en la casa.

Si bien el cigarrillo no es causante de todas estas enfermedades respiratorias, es importante entender los efectos negativos del mismo tanto para el que fuma como para los que lo rodean, en especial en pacientes con EPOC. Y si se presenta otra enfermedad respiratoria, un ambiente sin humo es indispensable en la mejora de la calidad de vida.

3 comunes accidentes de la vida diaria

La vida está llena de riesgos, algunos de ellos debemos asumirlos para seguir avanzando, pero otros deben ser prevenidos para que no terminen en accidentes personales. Por ello, la prevención y el auto cuidado se vuelven de suma importancia, cuando se trata de resguardar la integridad y la salud. Cualquier actividad de la vida cotidiana puede derivar en un accidente, por lo cual un seguro puede marcar la diferencia cuando se trata de evitar los peligros asociados al día a día.

Es por eso que la cautela, no distraernos mientras realizamos ciertas tareas o caminar atentos mientras circulamos por la calle, son medidas básicas de cuidado que debemos ejecutar, para así evitar cualquier eventualidad que pueda perjudicar nuestra integridad física.

Algunos de los accidentes personales que se dan con mayor frecuencia son:

Una caída de una escalera

Ya sea la escalera del hogar, del metro o del edificio en el cual trabajamos, cualquiera de ellas puede implicar un riesgo de caída si no la subimos o bajamos afirmándonos del pasamanos. Leer el diario o revisar el Smartphone, son algunas de las actividades que podrían ponernos en una situación de riesgo. Este tipo de acciones son imprudentes y demuestran una nula preocupación por el entorno, ya que no sólo obstaculizan el paso, sino que en el caso de tropezar y caer, podrían llegar a dañar a otras personas.

Resbalar de la ducha o tina

Cuando nos duchamos, por lo general, nuestros pies se resbalan al estar en contacto con la loza de la tina. Aunque contemos con un tapete antideslizante de goma, para evitar cualquier accidente, lo cierto es que sigue generándose esa inseguridad de pisar en un lugar resbaladizo y si no nos afirmamos adecuadamente al subir a la tina, podemos ser víctimas de una fuerte caída, que puede derivar en lesiones de diversa complejidad.

Sufrir alguna lesión en la cocina

El contacto con el gas, el agua hirviendo, o el uso de cuchillos para picar alimentos, son factores de riesgo a los que estamos expuestos todos los días. Tareas tan simples como preparar un café, freír alguna comida o encender la cocina pueden generar algún tipo de accidente, si es que no son realizadas con la precaución necesaria.

Aunque seamos precavidos, siempre estamos expuestos a ser víctimas de accidentes personales. Por ello, debemos siempre estar alerta ante nuestro entorno, no ser demasiado confiados y considerar que una parte fundamental para disminuir el riesgo de sufrir algún percance, es que que entendamos la importancia de estar asegurados y además, comprendamos que nosotros somos los principales encargados de velar por la integridad personal, evitando ser imprudentes.

Los 3 tratamientos para enfermedades más caros del mundo

El costo de la salud a nivel mundial es muy elevado. Las enfermedades no discriminan entre clases sociales, edad ni modo de vida.

En este punto radica la importancia de contar con un seguro catastrófico de salud para imprevistos, ya que ciertas enfermedades conllevan tratamientos muy costosos.

Existen medicamentos biotecnológicos que poseen una elaboración compleja y costosa. Estos se crean principalmente para combatir las enfermedades raras que afectan a una proporción reducida de la población.

 

Dentro de los tratamientos más costosos encontramos:

1. Soliris

Es el medicamento más caro del mundo. Puede llegar a costar US$440 mil al año y se utiliza para el tratamiento de la hemoglobinuria paroxística nocturna (HPN), una enfermedad rara de la sangre que se caracteriza por la destrucción de los glóbulos rojos y el daño a órganos vitales.

Para los especialistas, el tratamiento con Soliris por un período de ocho años aumenta el tiempo de vida de los pacientes, mientras que aquellos que no lo usan tienen una tasa de mortalidad del 35% en los primeros cinco años.

La HPN afecta a aproximadamente 8.000 personas sólo en Estados Unidos, es por esto que su precio es tan elevado.

2. Elaprase

En el número 2 de los tratamientos más costosos se encuentra Elaprase. Este medicamento se utiliza en los pacientes con síndrome de Hunter, enfermedad hereditaria,  que es producida por la falta de la enzima iduronato sulfatasa. Esta patología genera enanismo, rigidez muscular y dificultades respiratorias.

Sólo en EE.UU, 500 personas sufren de esta enfermedad y a nivel mundial se calcula un total de 2000 personas. Este medicamento tendría un valor anual de US$375 mil al año y es la única forma de tratar esta condición.

Elaprase les ayuda a vivir mejor a quienes la padecen ya que produce la enzima que ellos no producen y retrasa el deterioro del organismo, evitando la acumulación de toxinas en sus células. Un seguro catastrófico de salud ayudaría a amortiguar estos gastos.

3.Naglazyme

Esta enzima humana se utiliza
para el tratamiento del síndrome Maroteaux-Lamy, una rara enfermedad
genética del metabolismo que normalmente se presenta en la infancia, a través de
un crecimiento tardío en niños intelectualmente normales y puede causar daño
a los tejidos.

Este
medicamento es producido por la empresa BioMarin y se ubica justo después
de Elaprase con un valor de US$365 mil al año. La administración de este fármaco mejora
el crecimiento y el movimiento de la articulación, así como el control del dolor.

Y tú, ¿cuentas con un seguro catastrófico de salud que pueda cubrir tus gastos médicos frente a cualquier enfermedad?

5 consejos a tener en cuenta antes de agrandar la familia

Uno de los proyectos más significativos y queridos para toda pareja es el de formar una familia. Ese momento en que ambos se miran a los ojos y se sienten preparados para dar el paso y hacerse cargo juntos de una nueva vida. Si tras un exhaustivo análisis llegaste a la conclusión de que llegó el momento, entonces pon atención a las siguientes consideraciones:

1. Chequeo de salud: tanto tú como tu pareja deben cerciorarse de que las condiciones físicas sean favorables para concebir un hijo sano. En este punto, hay que enfatizar en el bienestar de la mujer, ya que será ella quien llevará al bebé durante nueve meses en el vientre. Es imperativa una visita al ginecólogo y el consumo de ácido fólico, que mejorará la calidad de los óvulos.

2. Situación económica: el nacimiento de un bebé incluye un sinnúmero de gastos, desde el minuto mismo en que se diagnostica el embarazo. Se requerirán vitaminas, controles médicos, alimentación especial, gastos en pañales y de ahí en más, cuidado, vestuario y educación, entre otros. Por lo mismo, es menester contar con estabilidad financiera para sobrellevar estos costos extra.

3. Espacio: si estás arrendando un loft o vives como allegado en una pequeña pieza, lo más probable es que dicho ambiente muy pronto se haga pequeño. Contar con una casa o departamento de dos o más habitaciones, amplias y seguras para que tu bebé se desarrolle, es un punto que tendrás que contemplar antes de llamar a la cigüeña.

4. Seguro de protección activa: puede que hoy tengas salud, dinero y hogar, pero, ¿qué pasará si faltas el día de mañana? Por eso, un paso importante es contar con un seguro de protección activa, que resguarde a tu pareja con montos desde 500 a 2000 UFs en caso de que algo te pase, durante el plazo que estimes conveniente.

Obviamente, lo ideal es que te cuides y disfrutes tú mismo ver crecer a tu retoño. Pero, en el supuesto de que la vida diga lo contrario, podrás brindarle una protección activa que lo acompañe en sus distintas etapas.

5. Estabilidad afectiva: engendrar un hijo porque te sientes solo o para recomponer una relación monótona es muy mala idea. Por eso, antes de llamar a la cigüeña, debes analizar bien en qué momento de la vida te encuentras, si estás bien con tu pareja y si quieren complementar dicha felicidad con un bebé. La tarea de formar a un ser humano requiere del 100 por ciento de tus energías. Tendrás que brindarle contención emocional y educación; no esperar que llene tus carencias afectivas.

Y bien, ¿listo para dar la bienvenida a lo mejor de tu vida?

A qué edad deberías contratar un seguro de vida

El velar por el bienestar de quienes más nos importan es un acto de responsabilidad, amor y empatía que nos ayuda a pensar en su futuro. Es por eso que quienes buscan mejores condiciones para su familia cuidan su salud, generan oportunidades de desarrollo laboral y, sobre todo, favorecen el bienestar de todo el grupo familiar.

Una buena forma de materializar este interés por proteger a la familia son los Seguros de vida, debido a que ofrecen la posibilidad de resguardarla financieramente. Sin embargo, cuando existe desconocimiento sobre el tema, son bastantes las interrogantes que surgen. Entender qué tipo de producto financiero debo contratar, cuáles son las condiciones que aplican para cobrarlo o si el seguro podrá ser revocado, suelen ser algunas dudas que los usuarios tienen al respecto.

Dentro de las preguntas más habituales en relación a la contratación de un seguro, se encuentra el saber cuál es el rango etario ideal para hacerlo. Este tipo de productos financieros, por lo general, pueden ser contratados desde la mayoría de edad (18) y considerando como tope el tener 65 años.

Sin embargo, si entre los 25 y los 30 años se comienza a armar un plan de vida (ya sea en familia o de manera independiente), contratar Seguros de vida a partir de esa edad será un gran acierto. Lo anterior, ya que se cuenta con los recursos para invertir en esta materia tan importante y además, se generan cambios significativos en la vida de las personas.

Algunos beneficios de contratar este seguro entre los 25 y los 30 años, son:

- Se cuenta con la estabilidad necesaria para asumir esta inversión
- En el caso de contratar un seguro, que además contemple ahorro, permitirá generar mayores sumas de dinero
- Se podrá brindar protección a los hijos desde su nacimiento
- Este producto podrá ser contratado con mayores beneficios asociados, ya que al estar en la etapa de la juventud, son menos las enfermedades que aquejan al usuario
- La contratación de este producto se justifica totalmente, sobre todo al considerar que al ser parte del mundo laboral, existen mayores posibilidades de sufrir un accidente
- Durante esta etapa de la vida, se cuenta con la madurez suficiente para entender la relevancia de proteger la integridad propia y la de los seres queridos

Los Seguros de vida son una herramienta destinada a resguardar al grupo familiar. Por ello, si se contratan oportunamente, mejorará considerablemente la calidad de vida de las personas.

Hacer ejercicio te ayuda a vivir más

Es sabido que hacer deporte es una saludable buena costumbre, porque además de ser entretenido, contempla un sin número de beneficios para nuestro cuerpo. Eso se ve puede ver en nuestro estado físico actual, pero además será un gran factor para tener una vida futura mucho más larga y prospera. Claro que existen situaciones que, aunque seamos sanos, se nos presentarán imprevistos, entonces para esas situaciones sería importante contar con un seguro de accidentes Consorcio, que sin la necesidad de declaraciones de salud te ayudará a pagar gastos médicos.

Pero lo que sí puedes prevenir es el sedentarismo. Hacer deporte de manera constante nos ayudará a vivir más tiempo, ya que la actividad deportiva genera gran cantidad de colesterol de lipoproteína (conocido como colesterol bueno), lo que disminuye el riesgo de enfermedades al corazón. Además, el ejercicio ayuda reducir la presión arterial, disminuyendo el riesgo de accidentes vasculares al cerebro y ataques cardíacos. Además, si mantenemos una buena alimentación junto al deporte, se evitarán enfermedades como la obesidad, que está ligada al surgimiento de diabetes y algunos tipos de cáncer.

Es matemática simple. Al llevar una vida más deportiva, nuestros músculos y huesos estarán mucho más preparados para enfrentar una edad más avanzada. Además, tendremos bien inculcado el hábito de la vida sana para seguir practicándolo, hecho que será agradecido por nuestra familia si es que eres el principal sustento del grupo, razón más que grande para cuidarse. Obviamente, no por llevar una buena salud estamos exentos de eventuales desgracias, para eso existe el seguro de accidentes Consorcio, que en caso de la partida del asegurado, deja una indemnización a los herederos, siendo una pequeña ayuda para que empiecen a planificar su vida sin su ser querido.

Además de vivir más y mejor gracias al deporte, la tranquilidad sería otro punto en el que el seguro de accidentes Consorcio puede ayudar, ya que al cubrir los gastos médicos de algún tratamiento harás que la economía de tu familia no deba sufrir. Por lo demás, es bueno enseñar a tus hijos a hacer ejercicio desde la niñez y mantenerte a ti mismo realizando deporte, sin importar la edad.

Las enfermedades más costosas de ser tratadas en Chile

Si no fuera por Ricarte Soto, hoy no se estaría llevando a cabo la ley que lleva su nombre. Tras padecer de un cáncer que terminó con su vida, el periodista no quiso irse sin antes luchar por el sistema de salud en nuestro país. El 4 de diciembre de este año comenzó a regir la ley que beneficiará a 4.400 chilenos que sufren alguna de las once enfermedades de alto costo. Hay $60 mil millones destinatos para estos pacientes en el año 2016.

En nuestro país estar enfermo significa desembolsar diferentes cantidades de dinero. Un seguro catastrófico de salud ayudaría a tener un mayor control de los gastos y ayuda por parte de la institución que lo ofrece.

Antes de contratar un seguro catastrófico de salud es importante saber cuánto pueden costar las enfermedades más caras de Chile. Nadie está a salvo de ser diagnósticado con un tratamiento que puede costar millones en un sólo mes.

Enfermedad de Crohn

Parte del tubo digestivo se inflama en el cuerpo. Tanto el intestino delgado como el grueso se ven compremetidos por esta hinchazón. El tabaquismo, los factores ambientales y los genes pueden potenciar esta enfermedad. Normalmente se presenta en personas entre los 15 y 35 años.

Los principales síntomas que aparecen son: dolor abdominal, fiebre, fatiga, sensación de ir al baño aún cuando sus intestinos estén vacíos, pérdida de peso, diarrea, estreñimiento y encías sangrantes, entre otros.

En el 2012 afectaba a 200 mil personas en nuestro país. Lo usual es tomar Remicade, la cantidad que se deba consumir dependerá del peso del paciente. Por ejemplo, Paulina Nin, quien contó públicamente que padece de esta enfermedad, paga 2 millones de pesos cada dos meses. Pero hay personas que pesan más y deben pagar 4 millones de pesos cada cuatro semanas.

Hepatitis C

La hepatitis C es una enfermedad viral, donde el hígado se inflama. Esto se puede contraer si la sangre de alguien con esta patología ingresa a tu cuerpo. Los síntomas pueden ser: dolor en la parte superior derecha del abdomen, heces pálidas, orina turbia, fatiga, fiebre, inapetencia, náuses y vómitos. Cuando el tratamiento comienza, el objetivo es eliminar por completo el virus del organismo. Sin embargo, existe un 80% de posibilidad de quedarse con el virus para siempre. Normalmente quienes portan esta enfermedad se dan cuenta bastante tarde de que la padecen. Los síntomas no se hacen presentes inmediatamente.

1 millón de pesos mensuales es lo que cuesta luchar contra la hepatitis C.

Los seguros catastróficos de salud se encargan, en general, de reembolsar los gastos médicos. Cada institución a cargo de facilitar estos servicios pone precios y condiciones diferentes. Junto a la ley Ricarte Soto, las enfermedades más raras o costosas tienen un apoyo desde el gobierno sin dejar a los pacientes solos en este proceso.

Cómo las empresas cuidan la salud de sus colaboradores

¿Cuáles son las claves de la motivación? Hacer lo que amas, en un ambiente agradable y sentir que tus empleadores te valoran. Este último punto es difícil de cuantificar, pero hay algunas prácticas que dan cuenta de que para ellos no sólo eres un número. Identifícalas leyendo las siguientes líneas:

1. Seguridad: es un punto que ninguna empresa puede descuidar. Siendo el trabajador el capital más valioso que ésta posee, debe procurar que no se someta a riesgos innecesarios. Por ello, siempre se le capacitará sobre el manejo de maquinaria pesada, herramientas peligrosas y medidas generales de prevención de riesgos. Además, les proveerá el vestuario y calzado necesario para cumplir con sus deberes. Las entidades más grandes, en tanto, propiciarán la formación de un comité paritario que organice la evacuación en caso de emergencia.

Los pasillos del recinto en donde se desarrollen las labores estarán despejados, y cada puesto de trabajo mantendrá el orden y limpieza. Cada funcionario conocerá las salidas de emergencia y éstas no podrán ser obstaculizadas.

2. Seguros colectivos: otra medida que propende al bienestar de los colaboradores es la contratación – por parte de la empresa – de seguros colectivos. Estas garantías grupales incluyen, entre otros, el seguro complementario de salud, de vida temporal y de accidentes personales, por lo que en caso de cualquier contingencia que tenga como resultado un eventual deceso o enfermedad incapacitante, tanto el trabajador como su familia recibirán una indemnización monetaria que amortigüe el trauma.

Por más providencias que se tomen para evitar un accidente, estos ocurren. Por eso, contar con seguros colectivos dará tranquilidad a los funcionarios y su entorno, además de la certeza de que a su empleador le preocupa su bienestar tanto como su productividad.

3. Generar instancias de esparcimiento: una agitada rutina puede generar tanto cansancio físico como emocional. Por eso, un empleador que demuestra interés en sus subalternos, se preocupará también de fomentar instancias de diversión y camaradería, a fin de compartir con ellos y conocer sus inquietudes. Celebraciones, días de camping, asados, saludos en ocasiones especiales y gimnasia de pausa forman parte de estos guiños tan valorados.

Como ves, hay muchas maneras en que las empresas demuestran preocupación por sus colaboradores. Después de todo, son los engranajes que permiten que marche la maquinaria. Y vaya de qué forma sentir ese respeto y valoración, ¡constituye una motivación insuperable!

¿Hasta qué edad se puede practicar una vasectomía?

La vasectomía, es un proceso quirúrgico de anticoncepción masculina cada vez más popular por su efectividad. Este además se realiza generalmente en consultorios y en supervisión de un urólogo, siendo así un procedimiento muy sencillo, rápido y poco costoso que hace uso de anestesia local, no implicando dolor ni cuidados postoperatorios extensivos.

La vasectomía hará al hombre estéril. La intervención consiste en cortar los conductos que llevan los espermatozoides de los testículos a la uretra a través del semen, de modo que un hombre que se ha realizado esta intervención no podrá dejar embarazada a una mujer, pero sí tener relaciones sexuales o ser sexualmente activo.

La sociedad Europea de Urología, realizó un estudio que no identificó posibles efectos negativos luego de una vasectomía, siendo posible realizar esta intervención a cualquier edad sin mayores problemas. Sin embargo, se han registrado casos aislados de complicaciones leves (como por ejemplo, dolor en el escroto) en algunos hombres con ciertas características tales como ser mayor de 30 años de edad, ser sexualmente inactivos o no tener una pareja estable, o bien ser portador de enfermedades graves.

En algunas ocasiones el conducto deferente puede crecer nuevamente y reunirse a la uretra, por lo que es importante realizar un seguimiento de la calidad y cantidad de los espermatozoides en el semen luego de la cirugía, acudiendo a una unidad de urología para un chequeo de prevención al menos una vez al mes.

Suele ocurrir debido a que el hombre que se sometió a la cirugía en un momento en que estaba soltero y sin proyecciones de tener hijos, que se arrepientan y decidan ser padres. Esto es posible realizando una intervención para reunir los conductos, gracias a que la vasectomía es reversible, sin embargo este es un proceso más complicado y complejo que la cirugía inicial.

Como vemos, cada vez son más comunes y solicitados los tratamientos anticonceptivos dirigidos a los hombres, sin embargo poco se sabe acerca de las precauciones y contraindicaciones que estos tienen, así como los requerimientos pre y post operatorios de estos procedimientos. Es necesario informarse antes de someterse a una vasectomía, más allá de que los riesgos y complicaciones sean bajos.

3 formas en que un seguro de protección puede salvar a tu familia

A veces la vida nos sorprende de mala manera, enfrentándonos a situaciones terribles a causa de accidentes imprevistos o enfermedades cardiovasculares. Estos sucesos cuestan dinero y esfuerzo por parte del grupo familiar, que se ve muy afectado sentimental y económicamente. Por esto, siempre es bueno contar con los seguros de protección, porque no se puede predecir el futuro, pero sí se puede prevenir al contratar este servicio que ayudará a ti y a tu familia a enfrentar estos momentos difíciles.

1. Cubre gastos médicos

Al sufrir un accidente de cualquier tipo, el dinero que hay que invertir en tratamiento a veces suele superar nuestra capacidad de pago, lo que también afecta la economía general de la familia. Los seguros de protección entregan un reembolso de los gastos médicos que correspondan. Además, puedes hacer que tus seres queridos estén contemplados dentro de este servicio, lo que hace que el golpe económico no sea tan fuerte.

2. Ayuda monetaria en caso de invalidez

Si eres el sustento primordial de una familia y sufres un accidente que te genere invalidez y te impida trabajar, tus seres queridos se verán muy afectados por el dinero que ya no reciban. Este tipo de seguro los ayudará monetariamente para que sus vidas no cambien de forma rotunda.

3. Entrega de monto en caso de fallecimiento

A nadie le gusta hablar de esto, menos con la familia, pero si llegara a suceder el caso de que un ser querido pierda la vida a causa de un accidente o una enfermedad fatal como el cáncer, el grupo además de perder a uno de sus miembros, puede verse muy afectado si es que él era el mayor sustento económico. Para volver a empezar, los seguros de protección entregan un monto a los beneficiarios o herederos en caso de que fallezca el asegurado, lo que claramente no hará menos triste la perdida pero sí será de gran ayuda para empezar a planear la vida sin ese ser querido.